lunes, 18 de agosto de 2014

¡ALEGRÍA!


Alegría,  llena de ilusión y fe,
Es explosión de entusiasmo
Como un radiante destello de vida.
Los recuerdos acuden a mí
Como aleteo de paloma herida
Que pierde al compañero
En el trayecto andado.
Llorando, grito al amor ausente
Dolor rugiente de la tristeza loca
Y, a la vez, suave y serena,
El alma escucha la triste canción
De ése, su amor, herido
Y el trovador, como el sol,
Al atardecer se esconde
Como un león  que en la noche ruge
Y en el silencio se oyen
Sus notas de dolor.
 
Pudo ser, el salto a la felicidad,
Que se convirtió en esa tristeza loca
Apagando ese reflejo de alegría,
Que fue como la luz de mi vida.
Alegría regala el payaso
Que, con tristeza interna, sonríe cada día
Mientras su alma llora,
Por un secreto guardado
Un sentimiento alegre y mágico
Que en su corazón mora
Con entusiasmo e ilusión dormida.
¿Cuándo despertarás
De tu ensoñador letargo?
Y con la furia de amar, abrirás la puerta,
Dejando ver la chispa de tu sol dorado
Que junto a tu luna llena, brilla.
 
Con furia en el cielo vibra temblorosa,
Al despertar al alba, la rutilante estrella,
Alegría, la antes disfrutada
Que ha sido al olvido, postergada,
Y de esperanza…hoy pinta su alma
Reflejándose en su cara.

Inmensas gracias a todos.
Siento que, por razones varias, tengo que volver a ausentarme.
La razón más importante es mi familia, acaba de nacer mi segundo nieto, mi deber, como madre y abuela, es ayudar en lo que sea necesario.
Luego está el molesto funcionamiento de las publicaciones, en lo mío y en lo vuestro, que no siempre lo veo.
No poder comentar como sería propio, en unos espacios se puede y en otros no, eso crea la situación de quedar incomunicados unos con otros, también otras razones que no merece la pena se mencionen, pues quien intenta molestar con ponzoñoso sentimiento en sus letras, se hace a sí mismo, el mayor daño.
Para todos vosotros, que visitáis este humilde rincón dejando vuestro sentimiento de cariño, en letras…mi más profundo agradecimiento y hasta cuando el Amado, me permita volver.
Un abrazo.
Ambar

viernes, 1 de agosto de 2014

SOPLOS DE BRISA (que despierta el alma)


Como soplos de brisa, a mi llegas,
Desde los inesperados rincones
Donde Tú, eres y habitas
Desde donde me guías y acompañas.
Ese escondido rincón del alma amiga
En la que Tú,
Te recreas y te mantienes vivo,
Y te acercas a mí en sus letras,
Convertidas en el más puro sentimiento
Y que, como la suave brisa,
Me regalas Tu amor.
 
Estás presente y espléndido en cada momento
En nuestra alma, mente y corazón,
Te deleitas en hablarme por medio de sus versos
Como suave brisa,
Que silenciosa asciende hacia Ti
Cual humo empujado por el viento,
Que destila el embeleso de la humana ilusión.
 
Y te espero, con el fulgor de cada estrella
En la noche oscura con su luna llena,
En cada segundo del amanecer
O con el fulgor del mediodía
Buscando, en el cielo, ese sol que brilla
Como tu amante que vigilante espera.
 
Con el pensamiento y el deseo, te llamo,
Que inesperado como la brisa,
Una vez más, a mí,  de nuevo llegues
Llenando mi alma y mi vida entera.
 Ambar